Panbología: ¿Qué tanto sirve el Mundial para que los futbolistas mexicanos lleguen a Europa?

189

El mercado de transferencias está abierto, tras la culminación de la Copa del Mundo el negocio de los fichajes tomó una nueva etapa, pues varios clubes (europeos) estaban esperando la pretemporada sin los reflectores del Mundial, para acercarse de manera completa a los futbolistas que estaban participando en Brasil y conocer su real calidad tras disputar el evento más importante dentro de esta disciplina.

Hablando de manera generalizada, fuera de los holandeses y los alemanes, fueron precisamente los latinoamericanos los que dejaron con mejor sabor de boca a los clubes del “viejo continente”. Figuras como el guardameta costarricense, Keylor Navas, o el creativo colombiano, James Rodríguez, acaparan la atención de los principales medios deportivos en el mundo, por su pronto futuro emigrando a una institución de élite. A ambos se les vincula con el Real Madrid y la confirmación parece ser solo cuestión de horas.

Pero para los mexicanos, esta catapulta parece que se ha estancado desde el mejor Mundial; Alemania 2006, en lo que respecta a la salida de futbolistas de la liga local para dar el salto al “otro lado del charco”.

En esta ocasión, si no fuera por la todavía posibilidad (casi oficializada) que existe para que el delantero de las “Águilas” del América, Raúl Jiménez, se convierta en refuerzo del Porto, la exportación de “aztecas” sería nula.

Antes de Brasil 2014, algunos medios se arriesgaban a dar como corroborada la llegada del joven atacante, Alan Pulido (“Tigres” de la UANL), como nuevo delantero de un histórico de Grecia; Olympiakos. Pero con el paso de las semanas y no haber sumado ni un minuto con la Selección Mexicana en tierras brasileñas, su ilusión de formar parte de la liga helénica se esfumó completamente, así lo confirmó el presidente del equipo al que pertenece.

Gratis3

Situación que se repitió con Juan José Vázquez. El apodado “gallito”, que apenas unas semanas antes del Mundial pocos hubieran apostado por él como uno de los convocados para ir a la cita internacional, dio un giro de 180° grados a su carrera, pues al ser un desconocido por la mayoría, aprovechó su gran participación en Brasil, logrando las miradas de un equipo grande del “Calcio” italiano; Roma.

Pero tras darse a conocer dicha noticia, surgió el nombre de otra “potencia” europea; Liverpool de Inglaterra.

Aunque llegaron los rumores hasta el punto de que una oferta formal llegó hasta las oficinas del Club León (conjunto al que pertenece), lo cierto es que hasta hoy en día, nada se ha hecho oficial y tras el arranque del campeonato local, Vázquez ya sumó minutos con el equipo “esmeralda” por lo que su mente se vuelve a concentrar de manera plena con su equipo, el actual bicampeón del balompié mexicano (fue uno de los jugadores vitales para dicha hazaña).

Finalmente, el par de laterales del “Tri” fueron los últimos que sonaron con probabilidades de ir a Europa. Paul Aguilar y Miguel Layún, ambos compañeros de Raúl Jiménez en América.

Sobre Aguilar, la prensa manejó al mismísimo Barcelona como el destino para el lateral derecho surgido en los “Tuzos” del Pachuca. Ante la probable salida del brasileño, Dani Alves, en la baraja de nombres para sustituirlo apareció el mexicano, pero tan rápido como se hizo sonar, fue a la misma velocidad a la que desapareció.

Mientras que para el ex jugador del Atalanta (primer mexicano en militar en la Serie A de Italia), pareciera que dejó su carrera incompleta en esos lares, pues fueron dos clubes del “país de la bota” los que al parecer mostraron interés en él; Cagliazzo y Fiorentina. Pero al final, el mismo director deportivo de las “Águilas” declaró que no existía una propuesta “formal” por el autor del último gol en la tanda de penales que le dio al América su más reciente campeonato hace un año.

Por lo que Raúl Jiménez es la última esperanza (hasta el momento) para el fútbol azteca, en poder presumir que aumentan a uno el número de jugadores militando del otro lado del Océano Atlántico.

Pero ¿por qué el Porto?

El club portugués cuenta actualmente con un par de futbolistas de esta nación; el contención, Héctor Herrera y el defensa central, Diego Reyes (proveniente del América). Es precisamente este último jugador mencionado quien creció en lo futbolístico junto a Raúl (en las fuerzas básicas de las “Águilas”. Pertenecen a la misma generación 1991-92).

El buen desempeño que han tenido tanto dentro del club como en el Mundial este par de mexicanos (particularmente Herrera, al ser nombrado por algunos como una de las revelaciones del torneo), han hecho que el proyecto del Porto de buscar talentos en la liga mexicana siga con vigencia, recordando que no fue ninguno de estos 2 el primero jugador de esta liga que “los Dragones” incorporaron a su plantel, sino el delantero colombiano, Jackson Martínez, que llegó proveniente de los “Jaguares” de Chiapas.

Por lo que de confirmarse la llegada de Jiménez, esta plantilla del Porto se podría convertir en un equipo para la historia del balompié mexicano al tener a 3 jugadores de esa nacionalidad al mismo tiempo, algo que en estos momentos también lo ha conseguido el Villareal de España, al tener a los hermanos Dos Santos (Jonathan y Giovani), además de Javier Aquino.

Faltan otros movimientos más por confirmarse, pero que al ya estar dentro de Europa no toman el mismo significado, como el acomodo del portero de la Selección, Guillermo Ochoa, que terminó su contrato con el Ajaccio de Francia, pero tras su gran Mundial, sigue esperando su mejor oferta para mantenerse dentro de ese continente, o Javier “chicharito” Hernández y Andrés Guardado, que sus equipos (Manchester United de Inglaterra y Valencia de España, respectivamente) pareciera que ya no los toman en cuenta para la próxima campaña y deberán tomar un nuevo rumbo en las próximas horas, a menos de que en los partidos de pretemporada logren hacer cambiar de opinión a Louis Van Gaal o Nuno Espírito Santo.

 



Twitter: @adriancaloca | Instagram: @panbologia