Tras ir perdiendo por 2-0 ante el Atlético Paranaense en Curitiba, el elenco cruzado reaccionó en los minutos finales e igualó el marcador con goles de Llanos y Noir. Punto de oro para el conjunto de Mario Salas, que ahora buscará despertar en el torneo nacional.

Los dirigidos por Mario Salas buscaban borrar su mal momento en el inicio del Clausura 2017 -cuatro derrotas consecutivas-, y cosechar un buen resultado en tierras brasileñas ante el Atlético Paranaense, en el marco de la primera fecha de la presente Copa Libertadores. Sin embargo,un pésimo comienzo tuvo el conjunto nacional, ya que sólo bastaron cuatro minutos para que el local se pusiera en ventaja luego de un veloz contragolpe capitalizado por el ex River Plate Lucho González, quien batió a Toselli con un colocado remate.

El elenco carioca fue superior en los primeros minutos, y a los 22′ pudo llegar el segundo, pero Toselli se hizo grande y tapó el potente disparo de Gedoz. Un Chapa muy dubitativo, Bounanotte sin protagonismo y el Tanque Silva totalmente aislado, esa fue la tónica del primer lapso en el Arena da Baixada de Curitiba.

El actual bicampeón del fútbol chileno no fue capaz de romper las líneas del local y terminó cediendo el balón en tres cuartos de cancha, mientras que el elenco rojinegro bombardeaba el área cruzada con centros aéreos y a ras de suelo. Finalizando la primera parte, un tibio disparo de Diego Bounanotte llegó a las manos de Weverton, siendo uno de los ataques más peligrosos de la franja.

De distinta forma comenzó el complemento, en primera instancia un disparo de zurda de Fuenzalida, y una llegada de Kalinski comandada por Bounanotte dieron indicio del cambio de actitud del elenco franjeado. La Católica intentaba meter en área al local en pos del empate, y casi lo logra: a los 63′ un potente cabezazo del Tanque Silva casi termina igualando el marcador, pero el portero carioca tapó.

Las aspiraciones cruzadas se vieron frustradas a los 75′, paradójicamente en su mejor momento y cuando venían aumentando el nivel futbolístico, una desconcentración le pasó la cuenta al elenco precordillerano. Nikao dejó estético a Toselli, la clavó en el ángulo izquierdo e hizo estallar a los hinchas locales. A los 80′ Lanaro y Maripán tuvieron el descuento en dos ocasiones, pero no lograron aprovechar las falencias defensivas del huracán.

El encuentro se iba, la Católica caía y se venía a Chile con la manos vacías, sin embargo, una ráfaga cruzada cambió el partido. A los 85′ la tocó de taquito Gutiérrez -que recién había ingresado por Silva-, para que el Chapa enviara un centro de primera y David Llanos de cabeza descontara. Dos minutos más tarde el mismo Pájaro Gutiérrez se perdió la opción del empate tras picar el balón y mandarla por arriba.

A los 88′, minuto de la suerte para las huestes universitarias, el trasandino Diego Bounanotte asistió para Ricardo Noir, quien batió a Weverson con toque sutíl. Punto heróico estaban obteniendo desde Brasil, aunque pudo perderlo en el 93′ luego de que Pablo estrellara el balón en el travesaño.

La UC luchó y terminó mereciendo un agónico empate en una cancha muy complicada, un golpe anímico para los cruzados que los deja en buena posición en la presente Copa Libertadores. Punto aparte para Maripán, que se fue expulsado luego de la celebración del empate.

Goles

Atlético Paranaense (Brasil) 2: González 4′, Nikao 75′

Universidad Católica (Chile) 2: Llanos 85′, Noir 88′

Gerardo Esteban Barrera

Proyecto de periodista

Facebook Twitter