Una nueva oportunidad

176

El sábado recién pasado, nuevamente aparecieron los fantasmas de la incertidumbre y la desconfianza en un partido en que Everton partió con mucho ímpetu, pero, con el paso de los minutos, fue cayendo presa de una telaraña de cemento que dejó a nuestros jugadores atrapados en una desorientación, que fue muy bien aprovechada por Unión La Calera en forma inteligente y efectiva, demostrando que este año será un rival de temer en este campeonato de Primera División del fútbol chileno.

¿Qué nos queda? asumir que el resultado fue justo, aprender de las enseñanzas que nos dejó este partido y tratar de enmendar el rumbo en los próximos enfrentamientos que Everton tiene, retomando los buenos niveles de juego demostrados en el Torneo de Verano y fortaleciendo el aspecto físico y mental para volver a mentalizarnos en el logro de los objetivos trazados para este año.

Por lo pronto, el próximo rival será Coquimbo Unido, el domingo 03 de marzo a las 12:00 horas, en el Estadio Sánchez Rumoroso.

Coquimbo Unido es un rival de juego simple pero agresivo. Realiza transiciones rápidas entre defensa y ataque, presionando en ¾ de cancha y reduciendo el campo de juego, adelantando a sus defensas, poblando el mediocampo con el fin de recuperar el balón en forma rápida.

Su arquero, Matías Cano, tiene el hábito de jugar adelantado, tiene la virtud de jugar muy bien con los pies, es osado y en reiteradas ocasiones se convierte en un líbero que no escatima en salir largo trecho del arco para mitigar una situación de peligro de gol en su arco.

Gratis3

Cuando salen jugando desde atrás, generalmente sus defensas centrales, Silva y Oyarzún, realizan cambios de juegos con diagonales hacia los punteros (Rubén Farfán por derecha y Pedro Muñoz por izquierda). Ambos delanteros son rápidos y buscan llegar a línea de fondo para centrar hacia el delantero centro (hasta ahora ha sido Julio Doldán, pero podría debutar Mauricio Pinilla en dicha función).

En el medio, en general no tienen mucha llegada, salvo Sebastian Galanis, que le gusta adelantarse, pero no tienen un volante creativo, basando su juego en la velocidad y la agresividad, apoyados por un público que se hace sentir cuando el equipo juega de local.

Por lo general, para Everton, Coquimbo Unido ha sido un rival muy difícil de vencer en su reducto, sin embargo, este partido nos puede ofrecer una oportunidad de demostrar para qué está armado este plantel.

Por esta razón, nuestros jugadores deben asimilar la lección del fin de semana recién pasado y ser inteligentes en el planteamiento y desarrollo del juego, tratando de ser los dominadores de las acciones y buscando el factor sorpresa en nuestro ataque, con pases profundos hacia nuestros punteros, desbordando por los costados y aprovechando lo que puedan hacer los volantes y laterales nuestros para aparecer por sorpresa rompiendo la barrera del off side que nos propondrá la defensa rival, y, por sobretodo, mejorando el finiquito al momento de generar nuestras opciones de gol.

Este puede ser un “partido bisagra”, pues, si obtenemos un triunfo, nos dará la tranquilidad y entusiasmo que nos permita seguir adelante en pos del objetivo de estar en una copa internacional, en cambio, si no se logra un buen resultado, habría que, desde ya, ver nuevos refuerzos para mejorar nuestra performance o bien, replantear el objetivo para no volver a sufrir los problemas del primer semestre del 2018.

Aun así, todavía tenemos fe de que nuestros jugadores tienen la calidad y los méritos para realizar un buen campeonato y defender nuestros colores con eficiencia y deseos de triunfar.

Fotografía: Nury Otterstein Santana



Rincón Oro y Cielo, el programa de los hinchas de Everton, con la información de todas las divisiones del elenco ruletero. Todos los jueves a partir de las 21 hrs. en nuestro Facebook Live (facebook.com/elrinconoroycielo)