Actualidad de los nacionales en el mundo

Bruno Cordero

Una gran cantidad de nacionales ha disputado partidos amistosos y otra cierta parte está empezando sus respectivas ligas.

En primer lugar, Claudio Bravo estuvo presente 45 minutos y recibió tres goles en la goleada de Liverpool por 4-0 frente a los blaugranas. Lawrence Vigoroux fue titular en el inicio de la League One de Inglaterra. Distinta suerte corrió Mauricio Viana que no fue citado en Jaguares de Chiapas.

Miiko Albornoz jugó los 90′ minutos por el Hannover 96 en el inicio de la 2.Bundesliga con destacada participación, jugando por la banda derecha y haciendo notar su polifuncionalidad por ambas bandas. Seguimos con los defensores pero nos vamos a México, en donde Enzo Roco, Marcos y Osvaldo González jugaron todo el partido en los respectivos encuentros de sus equipos. El “Lobo del aire” anotó de cabeza en el empate del Necaxa frente a los Pumas UNAM. En Argentina, Paulo Díaz ingresó en la victoria de San Lorenzo por los dieciseisavos de la Copa Argentina cumpliendo con un buen partido. El lateral Eugenio Mena dio una asistencia en el partido por la Copa Brasil entre Santa Cruz y el San Pablo que término 1-2 a favor del equipo del chileno.

Ya en zona de volantes, Matías Fernández jugó en el pleito que enfrentó a la “fiore” contra el Schalke 04, también hizo lo propio Felipe Gutiérrrez que nada pudo hacer en la derrota de su equipo, el Real Betis, frente al Montpellier francés, el Celta de Vigo con el Chelo Díaz y Fabián Orellana ganó por 2-1 al Pescara en la península de la bota. Luciano Cabral jugó su segundo encuentro por el Atlético Paranaense contra el Flamengo que término 0-1 a favor del equipo de Río.

Alexis Sánchez fue titular en el amistoso entre Arsenal y Manchester City que término 3-2 a favor de los Gunners. En México sigue luciéndose la colonia patriota, Diego Valdés y Edson Puch anotaron para sus respectivos equipos.

Next Post

Atenas 2004: Consagración de la “Generación Dorada” (Parte II)

Si bien la fase grupal no había sido del todo perfecta para Argentina, perdiendo con dos rivales fuertes europeos, desde los cuartos de final en adelante, el seleccionado de Magnano no tendría contratiempos para hacerse con la medalla de oro en Atenas 2004. La “Generación Dorada” estaba por materializarse. Frente […]

Suscribete ¡AHORA!