Miguel Herrera: El DT que busca revivir a México en Brasil 2014

El DT tendrá la difícil misión de acceder al quinto partido del próximo Mundial, compleja considerando la última performance en las eliminatorias de Concacaf.

El seleccionador mexicano tendrá la difícil misión de acceder al quinto partido del próximo Mundial, compleja considerando la última performance en las eliminatorias de Concacaf, donde el “Tri” tocó fondo y tuvo que acceder a la cita planetaria por la via del repechaje tras vencer a Nueva Zelanda.

Lo que más identifica al Piojo como DT, sin duda, es su personalidad, la cual tiene cautivada a la prensa y afición, dentro de sus equipos lo que resalta es una mentalidad aguerrida, que hace que los jugadores mueran con su proyecto y no dejen de correr los 90 minutos. Herrera hace que los jugadores tengan confianza, de esa forma, revivió a varios futbolistas en el América, asi como logró formar también un buen grupo, los tres principales equipos que dirigió; Atlante, Monterrey y  América, tenían aquel denominador común.

Sus tres principales proyectos también tenían bien definido a que jugaban, que era básicamente ser ofensivos y manejar de memoria el esquema, eran equipos que siempre buscaban agradar en la tribuna, su principal enemigo puede ser considerado el no poseer las suficientes variantes en los momentos críticos, por eso mismo no está de más recordar que el entrenador de la Selección Mexicana perdió finales con Monterrey y no solo eso, también perdió varios puntos por no realizar los cambios necesarios en el momento adecuado.

Un punto en contra del Piojo, es su poca experiencia dirigiendo a la selección, así como el poco tiempo que tendrá para trabajar con la base definida integrada por los llamados “europeos”, por lo que podría tener problemas para hacer que su equipo se conozca mejor y juegue más colectivamente.

Por otro lado, su llegada puede ser visto como un aire nuevo, y si revivió a un América en crisis, tal vez pueda hacer que el TRI recupere su esencia y se mate en los partidos que tenga en el próximo Mundial.

Sin duda, una de sus ventajas son los dos años de trabajo con el América, de ese trabajo debería salir la base de la Selección en Brasil 2014.

Una de las cosas que Miguel Herrera deberá manejar será su temperamento con los árbitros y la prensa, en el caso que algo no salga bien.

Lo que está claro es que la desventaja más grande del Tri para avanzar al quinto partido será su posible enfrentamiento ante Chile, España u Holanda, selecciones que son consideradas candidatas para la próxima cita mundialera, y que además llevan un buen tiempo jugando de la misma forma, esbozando una idea muy clara.

A todas luces será realmente importante que la Federación del país norteamericano, sin importar el resultado, deje trabajar al Piojo Herrera para el próximo proceso mundialista de 2018, con lo cual, se podrá construir un proyecto real, serio y estable que justamente es lo que tanta falta le hace a la selección azteca.